Comparador de estudios universitarios

Aún no has añadido estudios al comparador.
Usa el buscador y obtén comparativas de los estudios

Pasaportes y visados

Una persona que desee viajar a Japón como estudiante internacional debe completar los siguientes procesos:

  1. Obtener el permiso de ingreso de una institución japonesa (Instituto de Idioma japonés, Colegio Universitario, Universidad, etc.) 

  2. Estar en posesión de un pasaporte en regla.

  3. Adquirir un visado en la embajada o en el consulado de su país de origen.

Cada visado establece el Estatus de Residencia del visitante, que establece el tipo de actividades que podrá realizar en el país. En ocasiones las circunstancias personales cambian y se hace necesario uncambio de estatus de residencia que permita ampliar el tipo de labores que se puden desempeñar, el regreso temporal al país de origen o la ampliación de la estancia. Todo este tipo de decisiones implican la tramitación de diversos tipos de trámites.

Otro elemento que hay que tener en consideración es que en algunos casos se requiere un garante que avale al interesado en los trámites de ingreso, requisito fundamental para aquellos que deseen trabajar o alquilar una vivienda en Japón. Asimismo, todos los visitantes que vayan a permanecer más de noventa días en Japón deberán inscribirse en el Registro de extranjería, que les expedirá un certificado que actuará a modo de documento de identidad.

Solicitud del visado (zairyu tetsuzuki)

Según la Ley de Control de Inmigración y Refugiados (Japan's Immigration Control and Refugee Recognition Act), los extranjeros que entren en Japón deben estar en posesión de un pasaporte en vigor y obtener un visado en la embajada o consulado de su país de origen. La solicitud de una visa puede efectuarse por dos vías:

1.) Por consulta previa (Zairyushikaku Nintei Shomeisho), que consiste en solicitar personalmente una visa en una embajada o consulado fuera de Japón, sin tener “certificado de elegibilidad para el estatus de residencia”. Se trata de un largo proceso, pues requiere el envío y la recepción de los documentos de solicitud entre el país del solicitante y Japón, así como dentro de Japón. Debido a que esta vía lleva un tiempo considerable, es un procedimiento poco usado.

2.) Un solicitante extranjero puede recibir su “certificado de elegibilidad para el estatus de residencia” emitido por una Oficina Regional de Inmigración en Japón a través de un representante, como una escuela o garante, antes de solicitar su visado. Este método, agilizará los procedimientos para la emisión de la visa, en comparación con el procedimiento mencionado anteriormente.

Japón tiene siete categorías de visa. Cada visa está acorde con el tipo de actividad que va a realizar el visitante: visado diplomático, oficial, de trabajo, de vistante temporal, de tránsito, general o específico.

Cuando los viajeros ingresan en el país un empleado de inmigración comprobará el pasaporte, la existencia de visado (en los casos que sea necesario), el motivo por el que se ingresa en Japón, el tiempo de estancia, etc. y sellará el Permiso de Desembarco (Landing Permission). Su obtención sólo está garantizada si el visitante cumple con todos los requisitos y es requisito imprescindible para permanecer en el país.

El sello del Permiso de Desembarco refleja, no sólo la fecha y el lugar de entrada, sino también el status of residence (estatus de residencia), que establece el tipo de actividades que se pueden realizar en el país (zairyu shikaku) y el período de permanencia (zairyu kikan). La validez del permiso de desembarco es necesaria para los futuros trámites, como el acceso a Japón o la ampliación del estatus de residencia.

Si deseas saber más detalles sobre cómo obtener tu visado, es recomendable visitar la página web del Ministerio de Asuntos Exteriores de Japón (MOFA), donde se ofrece información ampliada y actualizada de los trámites necesarios.

Además de los trámites para la obtención de visas, los visitantes foráneos deben realizar otro tipo de gestiones administrativas para poder permanecer en Japón. Así, todos los extranjeros que permanezcan en el país más de 9 días deben inscribirse en el Registro de Extranjería. Aquellos que necesiten regresar temporalmente a su país de origen deberán seguir un procedimiento concreto si no quieren encontrarse con sorpresas desagadables. En cuanto a la ampliación del período de estancia, debe realizarse con suficiente antelación, pues las personas que permanecen de manera irregular en Japón se exponen a duras penas de cárcel, maltratos y otro tipo de experiencias desagradables.

Registro de extranjería

Los extranjeros que tienen programado permanecer en Japón por un período superior a 90 días deben solicitar un registro de extranjería en la oficina municipal del área donde residen, dentro de los 90 días posteriores a su ingreso a Japón.

Deberás presentarte en persona en la oficina municipal de tu zona, llenar el formulario de “solicitud de registro de extranjería”, que está disponible en la ventanilla correspondiente, y presentarlo junto con el pasaporte y dos fotografías recientes. Transcurrido un espacio de tiempo, te comunicarán la emisión del “certificado de registro de extranjería” y deberás recogerlo durante en el plazo que te hayan indicado.

Recuerda que una vez que te hayan facilitado el certificado de registro de extranjería deberás llevarlo contigo en todo momento y mostrarlo a los inspectores de inmigración, funcionarios de control de inmigración, oficiales de la policía y demás personal de la administración japonesa que te lo solicite. Es el documento que acredita tu identidad. Este certificado deberá entregarse en el puerto de partida, cuando abandones el país, salvo en el caso de que exista un permiso de reingreso.

Regreso temporal al país de origen

Si durante tu estancia en Japón necesitaras abandonar temporalmente el país, podrás hacerlo durante del período de permanencia permitido y continuar posteriormente las mismas actividades. Para ello es necesario conseguir un permiso de reingreso en una Oficina Regional de Inmigración antes de abandonar Japón. Posteriormente, no se requerirá la solicitud de una nueva visa, siempre que el regreso a Japón se realice dentro del período de reingreso permitido.

Ampliación del tiempo de estancia

Si se desea continuar la estancia en Japón más allá del período concedido en el momento del ingreso en el país, es necesario rellenar una solicitud en la Oficina Regional de Inmigración antes de la fecha deexpiración del período de permanencia, con una antelación de unos dos meses. Ten en cuenta que las personas que permanecen ilegalmente en el país más allá del período de permanencia autorizado pueden ser sometidos a castigos y serán deportados a la fuerza.

Garante para los trámites de ingreso

La regulación que requiere que un postulante tenga un garante para ingresar a Japón o tramitar su estatus de residencia en la oficina de inmigración de Japón fue abolida en 1996. Tan sólo los alumnos que no cuenten con solvencia económica necesitarán un garante económico.

Sin embargo, en ocasiones se necesita de un garante en los trámites de inscripción. Las razones son varias, como la de brindar una garantía financiera para los gastos académicos del estudiante o para superar obstáculos concernientes a cualquier procedimiento legal sobre el estatus de residencia después de obtener la admisión.

En cuanto a los documentos que deben ser presentados, mientras que algunas escuelas sólo requieren una carta de garantía y una promesa escrita, otras piden el certificado de residencia del garante, así como su certificado de trabajo. Una reciente tendencia, sin embargo, sólo pide un contacto en lugar de un garante o, en el caso de los estudiantes japoneses, sólo piden un garante en el momento de la admisión.

El garante es obligatorio cuando se busca alojamiento y un trabajo a tiempo parcial, pues no sólo proporciona una garantía financiera, sino que también se hace moralmente responsable de la persona a la que avala. Por consiguiente, el estudiante debe construir una relación de confianza y tener cuidado de no poner en un compromiso a su garante.

Estatus de residencia

Define los tipos de actividades que los residentes extranjeros tienen permitido realizar en Japón y el estatus o posición otorgada. A los estudiantes internacionales que ingresan a Japón para asistir a la universidad, colegio universitario o programa de aprendizaje del japonés en una universidad privada se les otorga el estatus de “estudiantes universitarios”, que les permite un período de permanencia de uno a dos años.

Si el alumno va a asistir a una universidad japonesa por un período menor a un año y mantiene su estatus de estudiante universitario en su país de origen, también recibirá el estatus de “estudiante universitario” cuando ingrese en Japón.

A aquellos que asistan a institutos de idioma japonés diferentes a los programas de preparación en el idioma japonés ofrecidos por las universidades, se les concederá el estatus de residencia como“estudiantes preuniversitarios” (shugaku-sei) que, por lo general, tienen permitido permanecer en Japón seis meses, un año o dos años.

Si un estudiante obtiene la admisión en una universidad o colegio de entrenamiento especializado mientras estudia en un instituto de idioma japonés, puede cambiar su estatus de residencia de “estudiante preuniversitario” por el de “estudiante universitario”.

Las personas que tengan que desplazarse a Japón para realizar sus exámenes de ingreso en la universidad, por lo general precisan tener una visa con el estatus de “visitante temporal”, que especifique su propósito de realizar dicha prueba. Se requiere que remitan el documento de examen (jukenhyo) que certifica que van a efectuar un examen de ingreso.

Esta visa les permitirá permanecer en Japón por un lapso de tiempo que va desde los 15 hasta los 90 días, pero si se matriculan en una escuela durante el período de permanencia válido que estipula su visado, pueden solicitar el cambio de su estatus de residencia por el de “estudiante universitario” y recibir un nuevo certificado de elegibilidad para el estatus de residencia.

Cambio de estatus de residencia

En caso de abandonar las actividades para las que se solicitó el visado y decidir involucrarse en otro tipo de labores que están bajo un estatus de residencia diferente al que se tiene, se debe recibir el permiso de cambio de estatus en la Oficina de Inmigración. Las personas que se invlucren en actividades fuera del estatus de residencia sin permiso, serán sometidas a castigos y a la deportación forzada.

Si permaneces en Japón con el estatus de residencia de “estudiante universitario”, el cónyuge y los hijos a tu cargo pueden permanecer en Japón con el estatus de residencia de “dependientes”, por el mismo período que el titular.

Si se tienen familiares dependientes, es preferible no llevarlos a Japón hasta haberse acostumbrado a la vida en el país nipón. Se recomienda haber realizado todos los preparativos, incluyendo la estabilidad ecónomica.

De ingresar a Japón con “visas de visitantes temporales” (comúnmente llamadas “visas de turista”), sería difícil cambiar el estatus de residencia por el de “dependiente” estando ya en Japón.

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.