Comparador de estudios universitarios

Aún no has añadido estudios al comparador.
Usa el buscador y obtén comparativas de los estudios

Seguros médicos

La inscripción en el Seguro de Nacional de Salud es uno de los primeros pasos que debe dar cualquier inmigrante. Se trata de un seguro obligatorio que deben abonar todos los ciudadanos israelíes desde que cumplen 18 años, en función de los ingresos que perciben.

La Ley de Seguro Nacional de 1954 otorga a la población una gama de beneficios a través del Instituto Nacional de Seguro Social (Bituaj Leumi), un ente autónomo que funciona bajo el patrocinio del Ministerio de Trabajo y Bienestar Social.

La financiación del sistema sanitario israelí corre a cargo de los impuestos que los empleados, empleadores y trabajadores autónomos realizan mensualmente, además del presupuesto estatal destinado para tal fin. El monto de las cuotas del Seguro Nacional y del Seguro de Salud se fija según los ingresos del asegurado y su situación como empleado con relación de dependencia, independiente, estudiante etc. Asimismo se encarga de administrar el programa de seguro nacional de salud de Israel.

Todo habitante del país tiene que estar inscrito en una de las cuatro Obras Sociales (Cupot Jolim) existentes. Cada habitante puede elegirlo libremente y tiene derecho a disfrutar de los servicios médicos definidos por la ley. Para ampliar los detalles sobre el seguro de salud y los servicios médicos en Israel se recomienda consultar los folletos que edita el Departamento de Información y Propaganda del Ministerio de Absorción. Al final del documento hay una lista con direcciones útiles.

Forma de pago de las cuotas del seguro

Para inscribirse en el Seguro de Salud hay que dirigirse al Postal Bank. El empleador deduce del salario las cuotas del Seguro Social y del Seguro de Salud y los transfiere al Instituto Nacional del Seguro Social. Los desempleados o las personas que trabajan en forma independiente pagan por su cuenta estas cuotas.

Están exentos del pago del seguro:

A. Nuevos inmigrantes: en su primer año de estadía en el país, cuando no trabajen.

B. Inmigrantes ancianos: mayores de 60 no asegurados por el Seguro Nacional, deben pagar el Seguro de Salud. Aquéllos que han recibido una asignación especial por vejez del están exentos del pago por el Seguro de Salud durante los 6 primeros meses desde su inmigración al país.

Los inmigrantes que no pagan la cuota del Seguro Nacional durante el primer año en el país no tienen derechos sobre las diferentes asignaciones que concede el Instituto durante ese período, salvo en el caso de la asignación por hijos menores de 18 años, por el nacimiento de un nuevo hijo/a o pensión especial por vejez.

Los inmigrantes que trabajan pagan las cuotas del Seguro Nacional en función de sus ingresos. Los habitantes de Israel que viven en el exterior y se siguen considerando a sí mismos israelíes tienen que continuar pagando el Seguro Nacional para poder mantener sus derechos.

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.