Aspectos laborales

Comparador de estudios universitarios

Aún no has añadido estudios al comparador.
Usa el buscador y obtén comparativas de los estudios

Verano en el extranjero

A la hora de buscar y encontrar un trabajo en el extranjero conviene conocer los trámites burocráticos relacionados con el puesto de trabajo, las condiciones del empleo, el sueldo, los impuestos, el horario del trabajo, los días libres y las prestaciones por desempleo. Y, por si fuera necesario, saber qué hacer cuando se encuentra algún problema.

En los países de la UE, a los ciudadanos comunitarios les basta con el documento de identidad o el pasaporte si la estancia no va a superar los tres meses, pero cuando se va a permanecer más tiempo es necesario un Permiso de Residencia Comunitario. Para obtenerlo hay que dirigirse con el documento de identidad o el pasaporte, 3 fotografías y una carta del empleador o un certificado de trabajo a la oficina de extranjeros, una comisaría de policía o a los ayuntamientos, dependiendo del país en el que se vaya a trabajar.

Es aconsejable abrir una cuenta bancaria, pues en muchos casos, los salarios se abonan directamente en cuenta. Los procesos de apertura varían según el país, pero en todos los casos se requiere acreditar la identidad del solicitante de la cuenta y aportar alguna prueba de estar residiendo en el país.

Las condiciones de trabajo

1. Contratos

Un contrato es el acuerdo formal entre quien presta sus servicios profesionales por cuenta ajena y quien requiere de estos servicios. En él se deben especificar las condiciones salariales del trabajador, las funciones que desempeñará, el lugar habitual de trabajo, el horario, el tipo de vacaciones y otra información de utilidad.

En todos los países se admiten y son válidos los contratos verbales, aunque es recomendable que se refleje por escrito. En cualquier caso, la legislación obliga al empresario a informar por escrito al trabajador de las disposiciones principales de la relación laboral.

2. Salarios

No todos los países tienen estipulado un salario mínimo regulado por ley. Como norma general, en todo el ámbito de la Unión Europea estos salarios mínimos se suelen acordar por los convenios colectivos o por acuerdos individuales entre el trabajador y la empresa.

3. Jornada de trabajo

Aunque existen diferencias en cuanto al límite máximo legal de horas de trabajo permitido en cada país, la jornada laboral suele ser de entre 36 y 42 horas de trabajo semanal. El contrato y los convenios serán quienes determinen este punto.

4. Las vacaciones

Los días obligatorios de vacaciones anuales varían entre los 20 y los 30, a los que se deben sumar los festivos oficiales (de 8 a 12 días, según los países).

5. En caso de problemas

Cuando se tienen problemas en el trabajo (despido improcedente, discriminación, problemas de salud y seguridad, etc.) se puede acudir a los comités de empresa (si el número de trabajadores alcanza el mínimo que exige la ley), hablar con los representantes de los trabajadores en la empresa o acudir a los sindicatos, servicios locales de empleo o a la inspección de trabajo.

6. Prestaciones por desempleo

Los beneficiarios prestaciones por desempleo tienen la posibilidad de continuar percibiéndola en algunos estados miembros del Espacio Económico Europeo. Para los ciudadanos españoles, el INEM deberá autorizar la salida de España y es requisito indispensable que la finalidad del viaje sea la búsqueda de empleo en el país de destino. La permanencia no podrá ser superior a 3 meses, pues pasado este período se extingue el derecho a cobrar la prestación.

Los requisitos para generar derecho a prestaciones por desempleo en los países de la UE son muy variados. En todos ellos, como en el nuestro, hace falta haber estado ocupado con anterioridad una cantidad establecida de semanas o meses para poder cobrar. En todos los casos hay que inscribirse en las oficinas públicas de empleo y mantenerse disponible buscando activamente empleo.

7. Los impuestos

El sistema impositivo varía notablemente de un país a otro. En algunos, se descuenta directamente del salario, pero en países como Dinamarca, Finlandia o Noruega hay que obtener la tarjeta de contribuyente para lograr una deducción correcta de impuestos, pues de no hacerlo se puede aplicar un tipo impositivo de hasta un 60%. Lo más aconsejable es informarse en las agencias tributarias nacionales sobre las cantidades que se retendrán.

El currículum y la carta de presentación

¿Tienes dudas sobre cómo elaborarlos? En Universia te enseñamos cómo debe ser un Currículum o cómo elaborar una carta de presentación y preparar una entrevista de trabajo.

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.